jueves, noviembre 26, 2009

La sanger de los Porfirio (3) Gwemon

La sangre de los Porfirio 3: Gwemon
Le sang des Porphyre 2.- Gwemon
Guión Yann Balac; Dibujo y Color Jöel Parnotte
Traducción Manel Domínguez
Diciembre 2.009 Norma (2.009 Dargaud)
48 pags.
Llegamos a la tercera entrega de esta serie, y una buena noticia: finaliza en el próximo episodio. ¿Qué quiere decir? ¿Qué la serie es mala? No, todo lo contrario, pero con la tendencia en alargar indefinidamente los argumentos, el que se anuncie un final, ya de por sí, es una noticia muy halagüeña.
Decíamos en el comentario del album anterior, Konan, que el guión no defrauda, y así es. Tenemos una galeria de personajes a cual mas amoral, que sus relaciones entre ellos nos van a llevar a una trepidante conclusión. En este episodio , Soyzik, Konan y Gwemon prosiguen buscando el viejo tesoro de los naufragadores , que se perdió en la época de Hyacinthe Porfirio. Por otro lado, Lecallonge y sus secuaces presidiarios quieren arreglar cuentas con Konan. Sabremos porque Herminie odia a muerte a los Porfirio, y los secretos que hay tras cada uno de los personajes irán saliendo a la luz...
El dibujo no está nada mal, Parnotte hace un gran trabajo, especialmente cuando nos introduce en los lóbregos y húmedos pasadizos de los naufragadores. Ocasionalmente rompe el esquema de la viñeta para ocupar todos los márgenes cuando quiere destacar algo. Especialmente impactante es la viñeta final, que no reproduzco por no romper el suspense.
En definitiva, una obra altamente recomendable, aunque por desgracia para saber como concluye la historia y definitivamente saber quién es quién, tengamos que esperar según mis cálculos casi dos años.

2 comentarios:

Marcos Mateu dijo...

Interesante tu blog. Me paso de nuevo

JOSÉ ÁNGEL HIDALGO dijo...

Hola, sólo comentarte lo mucho que nos ha gustado la tercera parte de los viajes de Darwin (el de la Pampa). Es el más dramático: los personajes son más complejos, inlcuyendo el fracaso y la decepción como elementos posibles de sus vidas (la figura del capitán enloquecido conmueve).
Un saludo (también a Fonollosa).